Notas de tu perfume.

Cuando conoces la composición aromática de tu perfume, haces una mejor elección del que verdaderamente refleje tu personalidad.

¿Has notado que tu perfume cambia su aroma conforme transcurre el día? Eso sucede, precisamente, por su composición. Son tres etapas las que definen un perfume y se conocen como notas.

✓ Las NOTAS DE SALIDA son las que muestran el primer olor que notamos de una fragancia. Son la parte más volátil y, por lo tanto, su duración es de corto tiempo —desde un par de segundo hasta dos o tres minutos- y serán la primera impresión que tengas de tu perfume.

* Para esta etapa, existen algunas notas olfativas más frecuentes o características: cítricos, frutas, notas verdes, notas aldehídos (creadas en laboratorio).

✓ Las NOTAS DE CORAZÓN son las que determinan la familia olfativa a la que pertenece tu perfume. Ésta se muestra regularmente a partir de que pasaron 15 a 20 minutos y se puede apreciar hasta 4 o 6 horas después. Son las encargadas de crear un vínculo entre las notas de salida y las de base, para que el perfume se encuentre en equilibrio. Estas notas se caracterizan por ser el aroma principal del perfume y, por lo tanto, perduran, prácticamente, todo el día.

* Las notas más comunes son: floral, especiada, herbal, frutal.

✓ Finalmente, las NOTAS DE FONDO son las que afirman la identidad del perfume y le otorgan su carácter. Son las esencias que le dan profundidad a la fragancia y se perciben una vez que pasan 2 o 3 horas después de aplicarlo. Son las que perduran en la piel una vez que las notas de salida y corazón se hayan evaporado y muchas veces ayudan a intensificar, según la mezcla, ciertas notas de corazón.

* Las notas olfativas más utilizadas son: la madera, el ámbar, almizcle o las especias y las notas dulces.

Share this post

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *